Haz clic para llamar. Consulta gratis

(830) 326-4444

R. James Amaro – Abogado

Luego de dejar su puesto como abogado en un bufete jurídico de defensa, R. James Amaro fundó el Despacho de Abogados Amaro en el año 2005. Poco tiempo después, el señor Amaro fue contratado para representar a varias personas y familias cuyas vidas habían sido destrozadas por la explosión ocurrida en la refinería de BP en la Ciudad de Texas, Estado de Texas.

Desde entonces, el señor Amaro ha representado exitosamente a miles de personas y negocios en varios asuntos jurídicos. Dichos asuntos incluyen demandas por lesiones personales, disputas de negocios, reclamaciones de seguros, siniestros por huracanes, así como litigio en materia de comercio. El señor Amaro llevó una de las primeras demandas judiciales relacionadas al Huracán “Ike” y más adelante patrocinó a muchos otros clientes dueños de casas y de negocios.

Avvo - Rate your Lawyer. Get Free Legal Advice.

Obtenga GRATIS una Consulta
Lea más

Recientemente, el Despacho de Abogados Amaro se ha encargado de asistir a miles de trabajadores de limpieza, así como a negocios que sufrieron lesiones y pérdidas debido al derrame de petróleo “Deepwater Horizon” de BP. Cada año desde su fundación, el Despacho de Abogados Amaro ha representado a clientes en asuntos jurídicos obteniendo indemnizaciones justas para sus representados, quienes han sido personalmente lesionados o bien, sufrieron daños, en disputas de negocios, así como de seguros. El Sr. Amaro ha inculcado a su despacho de abogados y a su personal su incansable tenacidad para representar de manera efectiva a sus clientes, manteniendo siempre franqueza y lealtad.
Antes de fundar el despacho de abogados, el señor Amaro obtuvo amplia e invaluable experiencia profesional en algunos de los más grandes bufetes jurídicos en los estados de Wisconsin y de Texas. En su trayecto profesional, el señor Amaro redactó opiniones para un juez federal y también trabajó para un gran número despachos de defensa jurídica.

Mientras estudiaba en la facultad de derecho, el señor Amaro fungió como gerente editor de la Jornada de Derecho Internacional de Wisconsin y su artículo fue uno de los pocos seleccionados para su publicación en dicho diario. Sus experiencias lo han dotado con la perspectiva necesaria a fin de administrar los asuntos de su despacho de manera efectiva y eficiente.
Al comienzo de su carrera jurídica, el señor Amaro fue un agresivo abogado defensor dentro de una firma de abogados especializada en la defensa de compañías de seguros en Houston. En dicho puesto de trabajo, aprendió cómo funciona aquel “chantaje de las aseguradoras”. Como abogado defensor, el señor Amaro ejerció en el área de seguros y defendió a clientes en las áreas de la construcción, bienes raíces, agravios por toxicidad, responsabilidad derivada de productos defectuosos y/o peligrosos, litigio de comercio y arbitraje, lesiones personales, así como asuntos por muerte indebida.

Durante y después de la universidad, el señor Amaro estudió y trabajó en carácter de emprendedor en el campo de bienes raíces, ingeniería y tecnología de internet. Para financiar su educación, obtuvo múltiples becas académicas para diversas universidades de primer nivel por todo Estados Unidos. Fue reclutado por diversas instituciones de las llamadas “Ivy League”, debido a los resultados competitivos que obtuvo en su examen de admisión y ostenta también el ranking de 4 entre 400 de su generación.

A pesar de las múltiples ofertas, el señor Amaro decidió permanecer en Texas y acudir a la Universidad del mismo estado en la Ciudad de Austin para estudiar ingeniería química en el renombrado programa de dicha institución académica. Durante sus estudios en ingeniería química, el señor Amaro sobresalió debido a sus méritos, consiguiendo así una posición de internado con la grande compañía de ingeniería en Houston llamada Bechtel Corporation. En dicha empresa, revisó los diagramas de flujo del proceso y escribió un programa visual básico para que los ingenieros realizaran cálculos y ecuaciones diferenciales. Se encontraba ya adentrado a la mitad de su primer año cuando decidió perseguir la carrera en economía y leyes.
Previa a la conclusión de sus estudios en economía en la Universidad de Texas, el señor Amaro conjuntamente fundó un popular negocio de internet en la Ciudad de Austin el cual proporcionaba servicios sociales y de mercadeo a estudiantes, así como a compañías que realizaban mercadeo a estudiantes. La compañía fue tremendamente popular y fue anunciada en la radio dentro de los 3 meses de su lanzamiento, convirtiéndose en una de las páginas de internet más visitadas por los estudiantes de la universidad. Adicionalmente, mientras en Austin y a la temprana edad de 20 años, el señor Amaro obtuvo su licencia de bienes raíces y comenzó a vender y a arrendar inmuebles por toda la ciudad.
Hoy en día, el señor Amaro aún es dueño de diversos activos e invierte en bienes raíces y en compañías de tecnología de internet. A lo largo de su experiencia, el señor Amaro ha aprendido cómo el sistema judicial percibe a las demandas de reclamaciones de seguros y de lesiones personales, así como a las estrategias comunes seguidas por los despachos de abogados contratados por las compañías de seguros. A lo largo de su experiencia como emprendedor de negocios, el comprende que es lo que hace que un negocio sea exitoso y como proteger intereses valiosos del mismo.

El señor Amaro proviene de una familia grande de Sugar Land, en el Estado de Texas. Su abuela materna es originaria de una reserva de los indios Sioux en Dakota del Norte, lugar en donde ella conoció al abuelo, quien servía en la Fuerza Aérea junto con sus hermanos durante la segunda guerra mundial. Otros integrantes de la familia huyeron de la violencia provocada por la revolución mexicana de 1910. La familia migró finalmente a Sugarland, lugar en donde muchos trabajaron incansablemente durante décadas para el ingenio azucarero “Imperial Sugar Refinery”, a fin de mantener a sus familias, habitando viviendas subsidiadas por el ingenio.
Durante el bachillerato, el señor Amaro trabajó durante las noches y fines de semana manejando tractores en ranchos, como empacador de compras en Gerland’s, lavó automóviles en un lote de coches usados y como lavaplatos en un restaurante local. Fue debido a estas experiencias y a su gran linaje compuesto por emprendedores, sobrevivientes y obreros que el Sr. Amaro desarrollo su tenaz ética profesional y una profunda empatía por sus clientes.

El señor Amaro mantiene una vida muy activa cuando no se encuentra ayudando a sus clientes. Sus actividades personales y pasatiempos incluyen asistir a la iglesia, participar en eventos de caridad para la gente en estado de necesidad y para los inmigrantes; ciclismo, entrenamiento con pesas, boxeo, piano, jardinería, práctica de snowboard, administración y manejo bienes raíces, apoyo a organizaciones de rescate para animales y viajar.

Afiliaciones Profesionales y Membresías
Artículos
Educación
Honores y Reconocimientos

Pin It on Pinterest

Skip to content