Haz clic para llamar. Consulta gratis

(830) 326-4444

Volver al Blog

Los accidentes de luz roja matan a dos personas por día, según un estudio

Los accidentes de luz roja matan a dos personas por día, según un estudio

Los datos muestran que los accidentes automovilísticos fatales en los semáforos en rojo han aumentado de forma record en los últimos de 10 años

Los conductores que ignoran las luces rojas están matando a más y más personas en las intersecciones de los Estados Unidos cada año. De hecho, anualmente, más de 900 personas son víctimas de accidentes mortales de luz roja. Desde 2012, estos accidentes se han disparado en un 28%. 

Esto es de acuerdo con los últimos hallazgos de los investigadores. Han reportado un aumento increíble en accidentes automovilísticos en intersecciones y muertes causadas por conductores que pasan luces rojas. Y los datos muestran que los automovilistas en algunas áreas de la nación, como los de Texas y, específicamente, en Houston, tienen un riesgo mucho mayor de accidentes automovilísticos de luz roja que otros.

Estadísticas de accidentes de tráfico de luz roja

Los datos muestran que casi 9 de cada 10 conductores están de acuerdo en que ignorar luces rojas es extremadamente peligroso. Aún así, en el último Índice de Cultura de Seguridad Vial (TSCI), realizado por la Fundación AAA, más del 30% de los conductores dijeron que pasaron un semáforo en rojo en el último mes, a pesar de que tuvieron la oportunidad de detenerse de manera segura. Además, más del 40% dijo que no creía que un policía los detendría por pasar una luz roja.

Aquí hay algunas estadísticas más de accidentes de tráfico de luz roja reveladas por el TSCI:

  • Casi 1 de cada 3 muertes que ocurren en una intersección señalizada es causada por un automovilista pasando con luz roja.
  • Alrededor del 46% de las víctimas de accidentes mortales de luz roja son pasajeros u ocupantes de otros vehículos.
  • Más de 1 de cada 3 víctimas de estos accidentes es el conductor que pasó la luz roja.
  • Al menos el 5% de las víctimas son peatones o ciclistas.

Texas y Houston lideran a la Nación en accidentes mortales de tráfico de luz roja

Más allá de las tendencias nacionales, el TSCI desglosó los accidentes fatales de luz roja por estado. Mientras que California lideró a los Estados Unidos en estos accidentes y muertes, Texas se clasificó en el número dos. Específicamente, los hallazgos revelaron que: 

  • Desde 2008, los accidentes fatales de luz roja en Texas han aumentado en un 33%.
  • Durante la última década, más del 36% de los conductores de Texas que causaron accidentes de luz roja sufrieron lesiones fatales en ellos.
  • En más del 45% de los accidentes fatales de luces rojas en Texas, las víctimas son los ocupantes de otros vehículos (es decir, no los ocupantes de los vehículos que pasan por alto las luces rojas).
  • Cada año, Texas tiene más accidentes mortales de tráfico de luz roja que Nueva York, Pensilvania, Michigan, Alabama y Alaska juntos.

Centrándose en las zonas clave de accidentes de luz roja en Texas, los datos presentados a continuación muestran que Houston no solo es la ciudad más peligrosa de Texas para estos accidentes de intersección, sino también que Houston lidera a la nación en estos accidentes mortales.

Causas de los accidentes de tráfico de luz roja

En Houston, Texas, y en todo el país, los conductores pasan las luces rojas por muchas razones. Muy a menudo, estas razones implican (y no se limitan a):

  • Exceso de velocidad: Exceder el límite de velocidad puede dificultar que los conductores se detengan en un semáforo en rojo, especialmente si van muy rápido. En lugar de frenar de golpe para cumplir con las señales y las leyes de tránsito, algunos pueden optar por saltarse la luz roja si creen que no hay mucho tráfico o que no hay policía alrededor.

  • Distracción: Los automovilistas que no están prestando atención a las carreteras pueden no ver las señales que cambian de amarillo a rojo. Esto puede suceder incluso si un conductor está mirando hacia adelante porque la distracción causa un fenómeno conocido como “ceguera por falta de atención”. Efectivamente, esto significa que un conductor consumido por la distracción no verá o percibirá una señal de conducción importante que está mirando directamente porque su cerebro está enfocado en otra cosa. Cuando esa señal perdida es una señal que ha cambiado a rojo, los conductores distraídos son mucho más propensos a causar accidentes graves en las intersecciones.

  • Disfunciones: Los conductores ebrios, drogados y fatigados son mucho menos propensos a reconocer y/o responder rápidamente a las luces rojas. Por ejemplo, los conductores alterados pueden confundir las luces rojas de las señales con las de las luces de freno, o pueden percibir erróneamente en qué señal se encuentra una luz roja, actuando sobre las señales de tráfico cruzadas. 

  • Descuido o imprudencia: A veces, los conductores pueden estar llegando tarde y tener prisa. Otras veces, no piensan que van a ser atrapados o multados si ignoran una luz roja. No importa por qué toman la decisión de no detenerse, hay conductores que intencionalmente eligen saltarse las luces rojas, en lugar de hacerlo equivocarse o percibir de forma errónea.

En todos los casos, la conducta indebida de estos automovilistas se puede prevenir. La conclusión trágica es que la gran mayoría de los accidentes de tráfico de luz roja y las muertes podrían evitarse si los conductores fueran más cuidadosos, estuvieran enfocados y sobrios.

Cómo reducir el riesgo de un accidente automovilístico de luz roja

Ya sea que conduzca en Houston, Texas o en cualquier lugar de los Estados Unidos, está claro que las acciones del conductor pueden causar y prevenir accidentes de luz roja. Esto significa que puede tomar medidas, al hacer lo siguiente, para reducir su riesgo de estos accidentes siempre que esté en las carreteras.

Consejos para automovilistas

Si está al volante de un vehículo de pasajeros, camión o motocicleta, haga lo siguiente al acercarse a las intersecciones con luces rojas o luces que cambian a rojo:

  • Esté listo para frenar: Quite el pie del acelerador cuando se acerque a una luz amarilla o roja. Coloque el pie sobre el pedal del freno, y prepárese para pisarlo cuando se acerque a la intersección.
  • Toque el freno: Toque los frenos un par de veces antes de pisarlo para detenerse por completo. Esto activa las luces de freno y ralentiza el vehículo, alertando a los automovilistas y otras personas a su alrededor de su intención de detenerse.
  • Manténgase alerta: Busque señales de aproximación y tenga en cuenta cuánto tiempo estuvieron activadas las luces verdes para sus carriles de tráfico. Además, manténgase alerta de los conductores y viajeros a su alrededor, incluidos ciclistas y peatones.
  • Sepa cómo reaccionar a las luces Amarillas: Créalo o no, muchos conductores no reaccionan bien a las luces amarillas en las señales. Si se está acercando a una señal con una luz amarilla, use su mejor juicio con respecto a si debe detenerse o continuar. Por ejemplo, no querrá frenar a una señal que acaba de ponerse amarilla si tiene una fila de autos siguiéndole de cerca (eso podría llevar a una colisión trasera de varios vehículos).
  • Conduzca a la defensiva: No espere que otros conductores le cuiden u obedezcan las señales. Si está detenido y la luz cambia a verde, espere unos segundos y luego mire en ambos sentidos antes de proceder en caso de que un conductor en el cruce de tráfico parezca que va ignorar su luz roja.

Consejos para peatones y ciclistas

Si está atravesando las carreteras a pie o en bicicleta cuando las señales cambian o están rojas:

  • Espere: Cuando las señales cambien, espere por lo menos 5 segundos antes de continuar en caso de que los vehículos en el cruce de tráfico ignoren su luz roja.
  • Escuche y manténgase alerta: La distracción puede ser un problema tanto para peatones y ciclistas como para automovilistas. Por lo tanto, no use su celular ni auriculares. Preste atención a su entorno mirando y escuchando los eventos.
  • Quédese donde pueda ser visto: Esté donde los conductores esperan que esté y trate de evitar sus puntos ciegos. Si es de noche o hay condiciones de baja visibilidad debido al clima, permanezca en áreas iluminadas y/o use equipo reflectante para mejorar su visibilidad.
  • Trate de hacer contacto visual: Mire a los conductores en los vehículos detenidos. Si le ven antes de proceder, puede estar más seguro de que no van a saltarse una luz roja.  

Por muy cauteloso que sea, los accidentes pueden ocurrir. Si ocurren y le hieren, no espere a recibir respuestas sobre sus derechos. Cuanto antes actúe para averiguar sobre un posible reclamo de accidente automovilístico, antes podrá tomar las medidas necesarias para obtener la compensación que pueda merecer.

Pin It on Pinterest

Skip to content